¿Por qué es tan esperado Gabrielle, el nuevo perfume de Chanel?

¿Por qué es tan esperado Gabrielle, el nuevo perfume de Chanel?



 Hacía 15 años que Chanel no sacaba nuevo perfume base. La última fragancia que lanzó fue Chance, en 2002. Además, 2017 ha sido un año muy importante para la casa por estar dedicado a Gabrielle (nombre de pila de Coco Chanel) que representa una faceta distinta de la gran diseñadora y que nunca antes se había homenajeado. 


 
Lo que se ha buscado este año es destacar esa parte de la personalidad de Chanel que la llevó a forjarse su destino y que la hizo ser capaz de convertirse en la mujer que quiso ser. Recordemos que su vida dio un giro de 360 grados: de ser abandonada en un orfanato y trabajar en un cabaret se terminó convirtiendo en la diseñadora que que transformó para siempre la moda y el estilo de vida de las mujeres.

Más que una modista, Chanel fue una influencer de un estilo de vida. Sus diseños, sus perfumes y cremas, las creaba primero para ella. Era un marketing totalmente orgánico porque sus clientas la admiraban tanto que querían tener lo mismo que ella. Por eso el perfume Chanel No. 5 se convirtió en la fragancia más deseada del mundo.

Se proyecta que el nuevo perfume, Gabrielle, presentado esta misma semana en París con una monumental fiesta, se convierta para fin de año en uno de los Top 5 mundiales. No sólo por su fórmula exquisita de flores blancas desarrollada durante meses por Oliver Polge, el perfumista de la casa, ni por su botella convertida en objeto de deseo por su forma y ligereza –el diseño de ésta también tomó años porque se buscaba que no tuviera base cóncava como tienen todas las botellas de vidrio– sino porque le habla a la mujer reinventada del siglo XXI que no se detiene ante nada y que está determinada a conquistar su destino y que encontrará en la personalidad de Chanel una gran inspiración.

El perfume estará a la venta hasta septiembre. Ahora sólo estuvo disponible para los mil invitados de la fiesta y para un número limitado de clientes de la tienda de Beauty de Chanel en el barrio parisino de Le Marais.